APUNTES DE UN VIAJE POR AMÉRICA ANTILLANA
 

 

 Humberto Ñaupas Paitán

 

 A raíz de la tragedia dantesca que han vivido los neoyorkinos y el mundo entero, el martes 12 último, me he animado a escribir estas notas de mi viaje último por las rutas de José Martí y Fidel Castro; de Máximo Gómez y el Che Guevara: Cuba y República Dominicana, descubiertas por Cristóbal Colón en su primer viaje y  bautizadas como las islas: La Juana y La Española.

 

En efecto, mientras nos encontrábamos en el balneario de Varadero, a 146 Km. de La Habana, vimos en el canal del Estado CubaVisión, en conexión con CNN, con estupor, asombro y rechazo las escenas terribles del ataque  de las Twin Tower, en el Trade World Center, de la ciudad de Nueva York, por dos aviones kamikases, que en el momento no se sabía de donde provenían y quiénes eran los responsables de este crimen, que cegaba la vida de miles de inocentes, que viajaban en los aviones y de los que trabajaban en las Torres Gemelas, la maravilla y símbolo de la tecnología norteamericana.

 

Esa misma noche, el Comandante de las Fuerzas Armadas de Cuba, Fidel Castro Ruz, en la parte final de su discurso por la reapertura de la Escuela para la Formación de Docentes Primarios, leyó el pronunciamiento del Gobierno Cubano, expresando su rechazo e indignación por los actos terroristas dirigidos contra las Torres Gemelas, el Pentágono, y contra la Casa  Presidencial de Camp David, en Pensylvannia, aclarando que su condena es también contra cualquier forma de terrorismo haciendo alusión a los actos de terrorismo larvados en la tierra del Tío Sam contra el Gobierno Cubano .

 

Días después de la hecatombe, todos los diarios y televisoras del mundo han proporcionado información detallada de los posibles responsables, de las motivaciones e impactos a nivel mundial del desastre. Ahora se sabe que el principal sospechoso es el millonario árabe Osama Bin Laden, que posiblemente esté refugiado en el sur de Afganistán, protegido por la organización política de los Talibanes, que se encuentran el poder .

 

La terrible  tragedia de los Estados unidos es condenable y repudiable pero también es explicable. Para todo espíritu democrático, cristiano, occidental y andino es inaceptable la insanía cometida por estos fanáticos mahometanos. Sin embargo para ellos estos hechos son visto como parte de la guerra santa que deben librar contra  Estados Unidos, a quienes ven como el principal enemigo de los árabes y de la humanidad. El Corán, libro sagrado de los mahometanos, considera que los luchen y mueran por   defender los dogmas del islamismo ganarán el paraíso de Alá, el dios de los Árabes.

 

Lo que preocupa ahora a toda la humanidad no es el castigo que deben merecer los autores de esos repudiables hechos, que han cegado la vida de más de 5000 personas de casi todas las naciones del mundo,  sino la venganza que George W. Bush , con la connivencia de los aliados  del Atlántico Norte, quiere infligir contra pueblos inocentes, cuyo pecado es la de ser mahometanos y estar gobernados por una teocracia reaccionaria. El mundo , la humanidad sensata vive una tremenda angustia, por la posibilidad de que los guerreristas del Pentágono, desaten un genocidio contra varios pueblos del mundo, generando mas terrorismo de Estado, destrucción y miseria. América Latina y todo la humanidad espera de G.Bush la respuesta de un estadista y no la de un pistolero del  Farwest.

 

En nuestra próxima entrega haremos una crónica de nuestra visita a la Universidad de la Habana y a la primada de América: La Universidad Autónoma de Santo Domingo.

 

Abancay, 20 de septiembre de 2001
 

e-mail: hnaupas@yahoo.es

Messenger: hnaupas@hotmail.com